fbpx

Nau Ivanow. Espai de residències d’arts escèniques

Monte Isla y Ça marche compañías seleccionadas por la 7a edición de la Beca DespertaLab

Monte Isla con el proyecto Allí donde no estamos y Ça marche con Lo viejo y lo nuevo han sido las compañías seleccionadas de la séptima edición del Ciclo de creación escénica DespertaLab. Los proyectos escogidos harán su residencia entre abril y junio de 2021 y acabarán este proceso en una presentación work in progress en la Sala Atrium de Barcelona, ​​entre los meses de mayo y junio del 2021.

Cabe destacar que la Beca ofrece las condiciones técnicas y humanas necesarias para poder desarrollar un trabajo de investigación que ayuden a las compañías a pensar en proyectos a largo plazo y se olviden de las prisas y la obligatoriedad de resultados.

En esta edición se destinarán 15.000 euros a cada compañía ganadora, de los cuales 8.930,25 euros se dirigen al equipo humano durante las 5 semanas de residencia de la Beca 2021, garantizando así la no precarización de la compañía durante su proceso de investigación. Más allá de dar los recursos para la proyección de un proyecto concreto, la Beca quiere ofrecer una experiencia formativa que dé a la compañía las habilidades y los recursos necesarios para futuros retos profesionales.

En esta 7ª edición, con la selección abierta a nivel nacional, se han escogido dos proyectos de un total de 91 candidaturas que se presentaron a la convocatoria, 30 más que el año anterior, de las cuales 7 han sido finalistas.

Una de las compañías seleccionadas es Monte Isla formada por Andrea Pellejero, Rut Girona y Adrià Girona, con la obra Allí donde no estamos. Este proyecto se basa en la investigación de las narrativas visuales y el trabajo escénico sin intérpretes a partir de la creación de una pieza. Una arqueología del futuro que invita al observador a contemplar el paisaje de los restos de nuestra civilización.

La otra compañía seleccionada es Ça marche, formada por Nicolás Jongen, Joaquín Collado, Marc Salicrú, Carmen Triñanes, Laura Viñals, Víctor Molina y Roberto Fratini, con la obra Lo viejo y lo nuevo. La compañía trabaja con intérpretes no profesionales y con su proyecto se cuestiona por qué necesitamos contarnos historias y qué ha sucedido para aquellos relatos que tienen un valor añadido se hayan perdido o distorsionado en el camino.

En esta edición, el jurado ha estado formado por Raimon Molins (director de Sala Atrium), Mar Panyella (colaboradora de la plataforma Nova Veu y filóloga ), Denise Duncan (dramaturga y directora teatral) Ona Sallas (productora del Estudio La Santísima Trinidad, compañía residente en la Nau Ivanow y ganadora de la edición 2020 de la Beca DespertaLab) y Manuel Pérez (director de la revista Entreacte y crítico teatral de El Periódico).