fbpx

Nau Ivanow. Espai de residències d’arts escèniques

Recital poético

Abdel Aziz recita Mahmud Darwish
Miércoles, 16 de marzo. 20h
Entrada gratuita
Recital poético memorizado y dramatizado del actor marroquí Abdel Aziz El Mountassir, en el marco del homenaje por el 70 aniversario del nacimiento del poeta árabe, el palestino Mahmud Darwish (13 de marzo de 1941 – 9 de agosto de 2008).

“Recordáis un poco de poesía para detener la masacre”

Mahmod Darwish es un poeta nacional palestino, nacido en 1941 el poblado de Al-Birwa, en la zona de la Palestina histórica que hoy es Israel. Fue considerado el poeta nacional palestino y uno de los más célebres literatos árabes contemporáneos. En su trabajo, Palestina se convirtió en una metáfora de la pérdida del Edén, el nacimiento y la resurrección, así como la angustia por el despojo y el exilio.
Se afilió de joven al Partido Comunista Israelí, donde trabajaba en comunicación, hasta dejar el país a comienzos de los años 70 para seguir estudios en la entonces Unión Soviética. Miembro en su momento de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), su actividad intelectual, socioeconómica y política se conoce en Ramala a mediados de los noventa, como también su aportación literaria desde distintas visiones y lugares hasta el momento de su muerte, en Houston en 2008.
En 1980-82 fue galardonado con el premio Lenin de la Paz entre los pueblos.

Este recital lleva por título Yo no quiero que este poema se acabe, uno de los últimos poemas de Darwish y título de su último libro publicado de manera póstuma. El recital será en lengua castellana endulzado con versos originales en lengua árabe e intercalados con versos en francés y en portugués.

Abdel Aziz El Mountassir nació en Ait Attab, un pequeño pueblo del Marruecos. Con su familia vivió el exilio, y fue analfabeto hasta los 10 años. Después hizo el bachillerato y varios cursos de universidad.
Trabajó en ocupaciones muy diversas antes de aterrizar en el cine por casualidad. Su primera aparición fue en
Cartas de Alou, de Moncho Armendáriz, pero el salto a la fama vino con En construcción, de José Luis Guerín, en nombre del cual recogió el premio Goya de 2002. Ha continuado haciendo cine y teatro.